domingo, 1 de maio de 2016

PUEBLA (MÉXICO) 30-04-2016. PABLO HERMOSO UNICO TRIUNFADOR DE LA TARDE CON SALIDA POR LA PUERTA GRANDE.

PABLO HERMOSO SALIDA EN HOMBROS

 Plaza de toros El Relicario “Joselito Huerta” de PUEBLA (PUEBLA). Dia 30 de abril de 2016

ENTRADA: Casi lleno.

RESEÑA: Pablo Hermoso de Mendoza (palmas tras aviso y dos orejas); Federico Pizarro (silencio tras dos avisos y oreja); y Arturo Saldívar (silencio y silencio).

GANADERIA: Toros de Campo Hermoso (1 y 4) y Ebano (2, 3, 5 y 6).

CABALLOS UTILIZADOS:

Primer toro de la Ganadería de Campo Hermoso, número 177, 505 Kg, de nombre Bandolero: De salida BARRABAS (2 rejones de castigo); en banderillas JANUCA (2 banderillas) y DONATELLI (2 banderillas); y para el último tercio AGORA (dos cortas y un rejón de muerte y cinco descabellos).

Segundo toro de la Ganadería de Campo Hermoso, número 192, 500 Kg, de nombre Tortolito: De salida  MANIZALES (2 rejones de castigo); en banderillas DONATELLI (2 banderillas) e ICARO (2 banderillas); y para el último tercio AGORA (tres cortas, una rosa y un rejón de muerte tras pinchazo).

COMENTARIO: Se celebraba la que posiblemente sea la del adiós de Pablo Hermoso de Mendoza a la Plaza de Toros El Relicario de Puebla, porque ya para septiembre se va a inaugurar un Coliseo en la ciudad y esta coqueta y acogedora plaza céntrica será derruida. Una lástima porque es uno de los escenarios donde el rejoneador más a gusto se ha sentido siempre que ha actuado y donde sus gentes siempre han correspondiendo a su llamada primero, y a su forma de interpretar el toreo después. Una noche que no comenzó bien para el jinete navarro, que recibió una fea cogida cuando estaba tratando de descabellar a su primero, un toro que a medida que fue avanzando la lidia se convirtió en demonio y terminó por complicar una barbaridad el tercio final. Acusó desde el primer instante una fuerte querencia a tablas, pero de salida, abandonaba esa querencia aunque a golpes violentos y carreras descontroladas. 
Fotos Juan Andrés H. Mendoza

Sem comentários:

Enviar um comentário