quinta-feira, 22 de setembro de 2016

SALAMANCA (ESPAÑA) 21-09-2016. PABLO HERMOSO PUERTA GRANDE CON GALÁN Y LEA VICENS.

Foto: Juan Andrés H. Mendoza  PABLO HERMOSO - GALÁN Y LEA VICENS.

 Plaza de toros SALAMANCA (ESPAÑA). Día 21-09-2016. Entrada: Tres cuartos

RESEÑA: Pablo Hermoso de Mendoza (dos orejas y palmas); Sergio Galán (oreja y oreja); y Lea Vicens (dos orejas y oreja).

GANADERIA: Toros de Herederos de Ángel Sánchez y Sánchez.

Primer toro de la Ganadería de Herederos de Ángel Sánchez y Sánchez, número 15, 470 Kg, de nombre Flor de Lis: De salida ALQUIMISTA (1 rejón de castigo); en banderillas BERLIN (2 banderillas) y DONATELLI (2 banderillas); y para el último tercio CAYENA (tres cortas y un rejón de muerte).

Segundo toro de la Ganadería de Herederos de Ángel Sánchez y Sánchez, número 53, 510 Kg, de nombre Melonero: De salida ZELADOR (1 rejón de castigo).


Segundo toro BIS de la Ganadería de Herederos de Ángel Sánchez y Sánchez, número 50, 465 Kg, de nombre Zapatero: De salida ZELADOR (1 rejón de castigo); en banderillas BRINDIS (2 banderillas) y DISPARATE (2 banderillas); y para el último tercio CAYENA (tres cortas y un rejón de muerte).

COMENTARIOS. Si en su última corrida Hermoso de Mendoza cumplía veinticinco años de su debut en Logroño, en esta tarde salmantina también el número veinticinco era protagonista pero por ser las veces que el navarro ha actuado en la plaza de toros de La Glorieta de la capital charra. Veinticinco tardes con quince puertas grandes no es mal bagaje para una plaza siempre muy exigente y que disfruta con el toreo a caballo en esta tradicional corrida de San Mateo, fuera de feria, pero dentro del abono taurino.
La mejor entrada de este serial en una tarde de calor y buen tiempo y que abrió Hermoso de Mendoza ante un buen toro de Sánchez y Sánchez,  bravo desde que pisó la arena. Eso permitió que ALQUIMISTA se recreara en la suerte de salida y se doblase con el toro a gusto, siempre aguantando sus embestidas que acababan rebosándose por encima de la grupa o por la cola. Lo dejó con un solo rejón de castigo toreando luego con el pecho y con la bandera antes de cambiar de tercio y salir con BERLIN. Fue salir y el toro ya estaba enganchado en la cola del caballo, galopando a lo largo del anillo de forma templada y marcando el caballo la velocidad a imprimir y la distancia justa. Una vuelta casi completa al anillo puso al tendido de acuerdo y dio paso a la primera banderilla bajo la presidencia y marcando perfectamente los tiempos de la suerte. Continuó la exhibición de toreo largo y templado y ahora comenzaron los remates por los adentros, esas caganchinas tan populares con CHENEL y que ahora luce BERLIN. Después del segundo palitroque al sesgo cambió el registro y el caballo comenzó a abaniquear con la cola a modo de hermosinas. Gran labor de BERLIN, despedido con una fuerte ovación y dejando paso a DONATELLI que comenzó girando alrededor del toro mostrándole la cola a modo de capote para que se arrancara y colocara en suerte. Luego vendrían dos buenas banderillas, dando el pecho y los remates con piruetas, acortando los terrenos y aprovechando la arrancada que todavía tenía el toro. Una rueda de cortas sobre CAYENA, con las tres banderillas en lo alto, dieron paso a un rejonazo en lo alto que hizo que el toro doblase sin puntilla y los pañuelos afloraran en los tendidos. Dos orejas para empezar que no es una mala renta.
El cuarto de la tarde, el de la merienda, salió mucho más frío de chiqueros y además parecía marcar cierta cojera en una mano. ZELADOR lo paró con giros en redondo en el mismo centro del ruedo y le colocó un rejón de castigo de muy buena factura. Cuando Pablo fue por BRINDIS, al regresar al ruedo se encontró con que el toro cojeaba mucho y la presidencia lo había devuelto a los corrales.
Salió el sobrero, el toro más chico del festejo y que por eso se quedó de sobrero y volvió a hacerlo como el primer astado, con alegría y embistiendo con continuidad. Nuevamente ZELADOR lo recibió parándolo muy bien en los primeros compases y recentándole un rejón de castigo como único freno antes de realizarle una pirueta muy ajustada. Saltó Pablo de nuevo sobre BRINDIS y enceló al toro llevándolo galopando de costado, mientras el público merendaba y caballo y toro se hacían uno solo. Lucidas y precisas reuniones de BRINDIS, clavando o simulando, pero saliendo de la suerte con mucha justeza y mínimos terrenos y más galopes de costado ante el buen juego del toro. Luego salió DISPARATE y volvió a cuajar al toro con una faena marca de la casa en la incluso hizo que los bocadillos quedasen en segundo plano, sobre todo cuando comenzó con sus personales hermosinas. De cualquier forma, donde el caballo estuvo realmente redondo y torero fue con varias pasadas en las que agarraba al toro con el pecho y se lo vaciaba a lo largo de todo el cuerpo hasta la cola. Lo más torero de la tarde, sin duda. Cerró con CAYENA, que todavía no ha olvidado al segundo toro de Logroño que le complicó mucho la suerte y se le nota un tanto dubitativo. Después de tres banderillas cortas, Pablo entró a matar y dejó un pinchazo sin soltar. Parecía que tendría que volver a entrar, pero el pinchazo, aunque entró muy poco hierro, fue mortal de necesidad y el toro dobló muerto. La gente pidió la oreja y la presidencia no la concedió y curiosamente, después de la petición denegada el público pareció olvidarse del maestro navarro porque apenas unas palmas acompañaron el final de su tarde en La Glorieta.
No obstante, nueva puerta grande en Salamanca después de dos años en blanco.

Sem comentários:

Enviar um comentário